La Galera Magazine > Cultura > Ocio > Historias de un Carnaval (V): Y Dios triunfó

Historias de un Carnaval (V): Y Dios triunfó

Los Water Closet” gana la final del Concurso de Murgas de Badajoz mientras que “Al Maridi“, ganadora del año pasado, no echa el freno y queda segunda

El ser más divino y celestial manda en el Carnaval de Badajoz. Así se demostró anoche en el Teatro López de Ayala cuando los presentadores del Concurso de Murgas, Juan Ramón Rivera y Beatriz Castellano, pronunciaron el nombre de Los Water Closet como triunfadores de una final con enorme nivel tanto de músicas como de letras. Además hubo un gran derroche de humor por los cuatro costados que empezó con Carlos Latre inaugurando de manera oficial las fiestas carnavaleras de la ciudad. El humorista realizó un pregón cargado de tintes cómicos en donde no faltaron las voces de sus personajes, varias canciones en directo y rimas por doquier.

Centrados en la final, Los Water Closet cumplieron la mayoría de los pronósticos y se alzaron con el primer premio. Hicieron verdad la frase “los últimos serán los primeros“, pues cantaron en última posición. Una actuación que comenzó con un Jesús levitando y girando con un patinete eléctrico en forma de nube. El podio del concurso lo completaron Al maridi, cuyo personaje de chamán logró la pócima mágica para lograr el segundo premio, mientras que las mamás oliventinas de Los 3W hicieron honor a su nombre y quedaron terceros.

Las cantantes callejeras de Las chimixurris consiguieron mejorar la posición del año pasado quedando en una muy buena cuarta posición. Cabe destacar que en su escenografía, que emuló el templete de la Plaza de San Francisco, lograron insertar la misma pantalla que el ayuntamiento había colocado en el lugar real para seguir la final a través de ellas. En el quinto puesto, encontramos a Los Jediondos, los cuales se tomaron la revancha durante su actuación y en vez de ser los percusionistas del grupo quienes tiraban confeti a estos peculiares personajes, fue precisamente al contrario y un baño de papelillos cayó sobre las guitarras, bombos y cajas de sus compañeros.

Si bajamos en la clasificación, el sexto lugar lo consiguieron Rufino y su madre, quien había traído croquetas de puchero al jurado para que las probase, aunque a última hora estos Rufinos de Los Mirinda le pararon los pies antes de que su divertida progenitora bajase las escaleras del escenario. El séptimo puesto lo obtuvo Dakipakasa y su metafórico cielo donde las voces volvieron a cautivar al público presente. Por último, la clasificación la cierra Marwan que, tras varios años sin llegar a la final, se hizo un hueco en ella logrando un buen octavo puesto.

Así concluye un concurso donde veinticinco agrupaciones han querido demostrar sus dotes musicales y humorísticas encima de un escenario que merece toda clase de respetos. Aunque el verdadero premio comienza ahora, en las calles de la ciudad, donde el carnaval contagiará a los pacenses la fiebre por esta fiesta.

VER GALERÍA

Artículos relacionados

Comment