La Galera Magazine > Cultura > Espectáculos > Música y teatro se unen para hacer brillar “La del Manojo de Rosas”

Música y teatro se unen para hacer brillar “La del Manojo de Rosas”

La conocida obra hizo que el López de Ayala se llenara y demostrara que la zarzuela sigue estando de actualidad

El pasado lunes 14 de noviembre, con una “súper luna” en el cielo, muchos fueron los que decidieron aprovechar también esa noche para disfrutar de la zarzuela La del Manojo de Rosas. La famosa obra es un sainete lírico dividido en dos actos y seis cuadros de Anselmo Cuadrado Carreño y Francisco Ramos Castro, organizado por Fundación CB y la Sociedad Filarmónica de Badajoz.

manojorosas-lgm-textoLas butacas del Teatro López de Ayala se llenaron, y pasadas las ocho y media de la tarde dio comienzo la función. 26 músicos de la Orquesta del Festival Ibérico de Música, fueron los encargados de poner en escena las diferentes historias de los personajes con un gran elenco de actores y cantantes. Entre ellos había nombres como el de Sara Garvín, protagonista del espectáculo en el papel de Ascensión que, con su voz y dotes interpretativas, dejó al público más que satisfecho. Otro actor que destacó fue el pacense Pedro Penco en el papel del camarero Espasa, el cual hizo que el público soltara alguna carcajada durante la obra.

Esa noche se representaba la versión de Alberto Barba, fiel a la original tanto en los textos como en la música, aunque con la introducción de algunos elementos actuales en la escenografía. Así, algunas estructuras metálicas o luces de neón fueron algunos cambios que se encargaron de otorgar un mayor dinamismo a la obra, además de las coreografías a cargo del cuerpo de baile de Coppelia y la participación de los figurinistas que completaban el cartel.

Sátira social, humor y grandes piezas musicales fueron los pilares sobre los que se sostuvo La del Manojo de Rosas, demostrando que la zarzuela es un género todavía atractivo para el público y una oferta cultural recomendable. En definitiva, fue una noche llena de música y teatro a partes iguales que hicieron viajar al público al Madrid de la Segunda República con una de las obras más conocidas del género chico.

 

Artículos relacionados

Comment