La Galera Magazine > Cultura > Música > Un festival heterogéneo, más que un festival de música clásica

Un festival heterogéneo, más que un festival de música clásica

El Festival Ibérico de Música de Badajoz alcanza en 2016 su décimo tercera edición

FOTO JAVIER GONZÁLEZ PEREIRA 2

Echamos la vista atrás, hacia las anteriores ediciones del Festival Ibérico de Música y a su extenso recorrido, grandes artistas y mucho esfuerzo detrás de los escenarios. Todos disfrutamos del espectáculo desde las butacas pero pocos somos los que conocemos el porqué de esta iniciativa, dónde surge, de la mano de quién va…

Javier González es el director del Festival Ibérico de Música. Profesor de saxofón y presidente de la Sociedad Filarmónica de Badajoz, a partir de la cual organiza el festival.

En el año 1973 promovido por el ayuntamiento de Badajoz nace El Festival Ibérico de Música, y después de aparecer y desaparecer en lapsos de tiempo, en el año 96 lo recoge la Sociedad Filarmónica de Badajoz. Es esta asociación quien lo impulsa hasta ser el festival que es hoy, un festival puramente ibérico y transfronterizo.

“Es un festival de música clásica pero aun así es un festival muy heterogéneo, que a su vez aglutina muchos festivales dentro. Eso siempre me gusta decirlo a mí porque dentro del festival siempre hay conciertos para todos los públicos: hay conciertos para niños, hay conciertos que cuentan con un público joven, hay concierto de jazz u otras músicas clásicas que suelen hacerse al aire libre… También es heterogéneo en cuanto a la temática, los grupos y los estilos. Hay desde música solista, de piano, música vocal, música sinfónica… desde música de la Edad Media, hasta la música más contemporánea” palabras de Javier González.

Las serenatas Dvorak y P.I. Chaikovsky sonaron en la inauguración de esta nueva edición. Las piezas las interpretó Martínez-Pulgar Ensemble, una orquesta de cuerda formada por profesores de la Orquesta de Extremadura, de la Real Orquesta Sinfónica de Sevilla y de la Orquesta de RTVE dirigida por José Ignacio Martínez-Pulgar. “Es un concierto muy especial, supone el inicio del festival y acerca la música a la gente que nos visita con dos obras muy conocidas y con las que es fácil disfrutar” nos comenta Javier.  

_MG_3671BN

En varias jornadas de esta edición la calle es la protagonista y se convierte en el escenario del festival. Según Javier, “la gente entiende que la música clásica tiene un formato establecido, con un teatro, con un escenario, con un público… y lo que buscamos es borrar esa frontera y hacer el festival más cercano a la ciudad y a la gente que nos visita”

Una de estas jornadas, “Música en la Rua”, une músicos y grupos portugueses con grupos españoles para tocar en la calle. Además, en cada edición hay un concierto destinado a un público más amplio llamado “Músicas del Mundo”. Este año celebrado en la Plaza Alta a cargo de Daahoun Salim Quartet, grupo de jazz, particularmente coincidiendo con el 20 Aniversario de la Sociedad Filarmónica de Badajoz. “En la Plaza Alta intentamos que el festival llegue más a la gente y la música sea mucho más accesible al público” nos dice Javier.

Artículos relacionados

Comment